Seleccionar página

Muchas veces queremos confeccionar nuestras propias cortinas, vestidos, blusas, de manera que, además de ser exclusivas, tendrán un valor emocional para nosotros o para las personas a las que se las hacemos.

Cuando esto ocurre, es importante buscar un tejido con una buena relación calidad precio. En esto, en Tejidos Pepe Navarro sin duda podemos ayudarte.

Lo primero que hay que hacer para saber si una tela es de calidad es tocarla, acariciarla, ver su suavidad, su tersura, su caída… se trata de utilizar los sentidos y un poco de intuición, porque la calidad, se nota al tacto.

En general, las telas de calidad tienen un tacto agradable y suelen pesar debido a la cantidad de hilos que se han usado en su confección. Además, el peso les da una caída característica que no tienen las telas de calidad inferior.

Saber de qué materiales está hecha una tela puede ayudar a deducir su calidad. Generalmente, los mejores tejidos son los que están confeccionados en materias primas naturales como la lana, el algodón o la seda. Sin embargo, esto no es siempre determinante porque hay una gran variedad de tejidos sintéticos de alta calidad que suelen ser además más económicos.

También puede realizar una pequeña prueba de elasticidad: Tire suavemente de la tela en dos direcciones y suéltela al cabo de unos segundos. Si el tejido es bueno, mantendrá su forma original y si no lo es, perderá su forma con facilidad.

Otra prueba muy práctica para conocer más sobre la calidad de un tejido es ver cuánto se arruga. Coja la tela por un extremo y apriétela dentro de su puño durante unos segundos. Si al soltarla está muy arrugada, no es de alta calidad… a no ser que se trate de un tipo de tela liviano o creado expresamente con esa propiedad como puede ser el lino, que se arruga mucho pese a ser un magnífico tejido.

Por último, algo muy evidente, que es fijarse en que no tenga defectos de fabricación como la trama abierta, los bordes rotos o que le falten hilos.

Todos estos consejos generales siempre dependen de cada tejido, no son absolutos. Hay tejidos de calidad que pesan poco, que se arrugan o que se pueden deformar si los estiras con fuerza. Lo mejor es acudir a una tienda de confianza como Tejidos Pepe Navarro, donde trabajan profesionales que le pueden asesorar sobre la tela que necesita y las diferentes calidades atendiendo a sus necesidades y su presupuesto.